¿Cómo conseguir que los niños lean?

6 consejos para introducir a niños y adolescentes en el maravilloso mundo de la lectura

20170412163709.como_conseguir_que_los_ninos_lean

Emily Dickinson dijo que para viajar lejos, no hay mejor nave que un libro. Borges estaba convencido de que la lectura era una de las formas de la felicidad. Y Cortázar pensaba que los libros eran el único lugar de la casa donde se podía estar tranquilo.

Es asombroso que unas páginas repletas de palabras puedan representar tanto, pero lo cierto es que, como afirma Vargas Llosa, leer nos hace libres, nos ayuda a reflexionar y a ser más críticos con el mundo que nos rodea. Por eso, es tan importante convertir la lectura en un hábito para los más pequeños. Alguien dijo, con mucha razón, que un niño que lee será un adulto que piensa.
 

¿Cómo conseguir que los niños lean?

A todos nos gustan las buenas historias. Sin embargo, a veces puede resultar muy complicado que los niños y los adolescentes se interesen por los libros. Si tienes ese problema con tus hijos, estos consejos te ayudarán a fomentar el hábito lector en casa:
 

1 - Da ejemplo. 

Esta es siempre la clave de la educación. Según el CIS, el 39% de los españoles no abrió ni un solo libro durante 2015. Si estás entre ellos, no puedes pretender que tus hijos sean buenos lectores. Los padres necesitamos ser los primeros en tener un hábito de lectura constante. De ese modo, leer se convertirá en una actividad familiar más como ver la tele o hacer deporte.
 

2 - No obligues.

Borges compara la lectura con la felicidad. No se puede obligar a nadie a ser feliz, igual que no se puede obligar a alguien a leer. Los libros son ocio y así es como deben percibirlo tus hijos, especialmente durante la adolescencia cuando cualquier imposición de los padres se convierte en un motivo automático de rechazo.
 

3 - Deja que elijan sus libros.

Hay grandes obras de la literatura que ni siquiera los lectores más ávidos han podido terminar. Tus hijos tienen sus propios gustos y es importante que elijan ellos mismos qué les apetece leer. Si quieres aconsejarles, asegúrate de proponerles títulos acordes con sus intereses y su edad. Por ejemplo, imagina que les encantan los superhéroes. En lugar de regalarles Romeo y Julieta, opta por algunos cómics. Lo importante es que la lectura les atrape y se queden con ganas de repetir.
 

4 - Empieza a leerles desde bien pequeños.

El hábito lector comienza a crearse antes incluso de saber leer. Haz que los libros formen parte de su vida desde bebés. Cuéntales historias cada noche antes de ir a dormir, igual que hicieron tus padres. Después, cuando estén aprendiendo, quédate junto a ellos y ayúdales a descubrir esas aventuras por ellos mismos.
 

5 - Llévalos a la biblioteca con frecuencia.

Nada mejor para fomentar la lectura que estar rodeados de libros y de personas que disfrutan con ellos. Es una idea genial que los niños se hagan socios de la biblioteca o mediateca más cercana. Así podrán ir averiguando qué tipo de historias son las que más les fascinan. Además, es muy buena opción sumarse a las actividades que se promueven desde estos centros, como los club de lectura o los cuentacuentos.
 

6 - Reserva un tiempo para leer todos los días.

Para crear una rutina es necesario ser constante. Establece todos los días un momento para la lectura. Por ejemplo, después de comer o antes de ir a la cama. De ese modo conseguirás que leer sea realmente un hábito y no quede en segundo plano. 

 Categorías: